Los coches oficiales de los políticos españoles

coches oficiales

En la actual legislatura, los diputados no cuentan con coche oficial ni chofer a su disposición, privilegio del que sí goza el presidente del Gobierno. Por este motivo, muchos políticos han tenido que optar por desplazarse, o bien en transporte público o en sus vehículos particulares. Veamos qué coches utilizan nuestros políticos para moverse por su ciudad, llegando a analizarlos hasta saber qué kit de llantas usan.

Tipos de coches de los políticos españoles

Empezando por el presidente, Mariano Rajoy, podemos decirte que no figura vehículo alguno a su nombre. El coche oficial en el que se desplaza es un Audi A8 L Security, cuyo importe es de 411.604,99 euros. De este modo, el Gobierno sigue siendo fiel al grupo Volkswagen, que desde hace 22 años es líder en coches de Estado.

Respecto a sus características, se trata de un coche con 5,27 metros de longitud y poco más de tres metros de ancho. Su potencia está dominada por un sistema de propulsión de doble monitorización. Cuenta con un motor biturbio, cuya potencia es de 435 CV y 500 CV. De esta manera, el vehículo podría alcanzar los 210 km/h. Para ello puede usar ruedas tanto de 17“ como de 18” con su respectivo kit de llantas.

Por seguridad, se trata de un coche antiexplosivos, con carrocería de acero de alta resistencia, tejido de arámica, cerámica, incorpora una capa de vidrio y aleación especial de aluminio, que según afirma la marca en su página web, redefine el concepto de seguridad, dirigido a personas del más alto nivel de la sociedad.

Por su parte, María Dolores de Copedal tiene un coche valorado en 6.101 euros. Se trata de un Fiat Punto con cierta antigüedad. Rafael Catalá se decanta por la misma marca que el coche oficial del Estado y apuesta por un Volkswagen Touareg del año 2005, cuyo precio ronda los 11.495 euros. No muy lejos de esta cifra, Fátima Báñez posee un Mercedes Clase A del 2010, valorado en 11.000 euros.

En referencia al PSOE, su líder, Pedro Sánchez posee un Peugeot 407 del 2005, cuyo valor asciende a los 4.592 euros.

No obstante, la austeridad se pierde por el camino si hablamos de otros políticos del partido socialista, como Simancas, por ejemplo, quien cuenta con hasta tres coches diferentes: un Seat León, un Seat Ibiza y un Volvo V50.

Los partidos menos monitorizados

En el lado opuesto tienes a los partidos menos monitorizados, como es el caso de Podemos. Pablo Iglesias acostumbra a transportarse en motocicleta. Ínigo Errejón cuenta con Peugeot 205 del año 2004, Tania Sánchez conduce un Smart ForFour del 2014, cuyo valor asciende a los 10.000 euros, muy próximo a los costes de los vehículos del partido popular.

Por su parte, Albert Rivera reconoce ser un aficionado a las motos, pero no por ello deja de poseer coche. Cuenta con un Volkswagen Golf de 2012, valorado en 13.500 euros.

Para finalizar, dentro de Ciudadanos, José Ignacio Prendes posee dos vehículos a su nombre: un Audi A4 Avant TDI DE 2013 y un Mazda 2 de 2008, cuyo valor oscila los 4.000 euros, algo más austero que su líder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *